Wed13

Certificado de Instalación individual de gas: Qué es y cuánto cuesta

Creado por Branding en March 13, 2019 en Gas | 0 comentarios

En el campo de las instalaciones individuales de gas existe un gran número de normativas, reglamentos y certificados que todo instalador debe conocer y aplicar.

architectural-design-architecture-blueprint-239886-1En el siguiente artículo veremos los diferentes tipos de certificados y boletines, qué características se deben cumplir para solicitarlos y cuándo se necesita una memoria técnica de instalación. Nos centraremos en las instalaciones de gas natural al ser el más solicitado por los usuarios.

 

Certificados y boletines de instalación de gas

El certificado de instalación de gas es un documento que verifica que se cumplen con todas las normativas y reglamentos, certificando que es una instalación segura. Es emitido únicamente por un instalador autorizado y la verificación se hace ante la compañía suministradora de gas.

Es un documento completo, en el que se especifican las características de todos los elementos, incluyendo los aparatos conectados a la instalación, que componen la instalación junto a un croquis detallado.

Para viviendas de nueva construcción es imprescindible el certificado de instalación de gas, así como también cuando se han realizado obras de reforma importantes, cortes del servicio por deficiencia o si la instalación ha estado en desuso por largos periodos de tiempo.

El usuario debe solicitar el certificado a un especialista autorizado o mediante la empresa distribuidora de gas. Muchas veces, se abarata el coste del certificado cuando se realiza por medio de un instalador autorizado.

Quizá te interese: Sistema de tubo multicapa para instalaciones de gas: Las instalaciones del futuro

 

Tipos de certificados y boletines de gas

En España, podemos diferenciar dos certificados según el tipo de instalación: Instalaciones de abastecimiento de gas natural, utilizadas para distintos usos como la cocina, y las instalaciones térmicas, donde obtenemos energía térmica para viviendas, oficinas o centros industriales.

 

Certificado de instalación de gas natural

Como hemos visto anteriormente, es el documento que acredita que se cumple con la normativa y la instalación es correcta. También es conocido como Boletín de instalación de gas y son demandados por la empresa distribuidora de gas de la zona.

El instalador de gas autorizado debe expedir y entregar al cliente este documento en tres casos específicos:

  • Cuando es una vivienda de nueva construcción y se incluye el abastecimiento de gas natural.
  • Cuando el servicio de suministro de gas lleva mucho tiempo dado de baja, por ejemplo, en un domicilio de segunda ocupación.
  • Si se realiza cualquier cambio en la instalación como si se incluyen nuevos aparatos, también se necesitará el boletín que garantice que todo está en perfecto estado.

El precio de boletines instalación de gas varía entre los 60€ hasta los 220€ que pueden variar según la duración de la obra, las dimensiones, la calidad de los materiales entre otros.

En todo caso, existen características específicas para las instalaciones que necesitan un proyecto firmado y avalado por un ingeniero. Este proyecto se redacta junto a una dirección de obra y acompaña al certificado de instalación. Cuando no es necesario la redacción de un proyecto por parte del técnico competente, el instalador debe realizar una memoria técnica con todas las especificaciones de la instalación. Las instalaciones de gas que necesitan un proyecto técnico son las siguientes:

  • Las instalaciones individuales con una potencia útil que supera los 70 kW
  • Las instalaciones comunes que superan la potencia útil de 2000 kW
  • Las instalaciones conectadas a redes de distribución con una presión que supera los 5 bar
  • Las acometidas interiores con más de 2000 kW de potencia.

Cada una de ellas tendrá un certificado específico. En España dichos certificados dependen de la Comunidad Autónoma y en algunos casos se necesita el certificado de instalación inicial para poder comenzar las obras. En definitiva, existen tres certificados diferenciados para el abastecimiento de gas:

¿Buscas válvulas de gas? Conoce los diferentes tipos de válvulas para instalaciones domésticas de gas

 

Certificado de acometida interior de gas

Se comprende todas las conducciones y dispositivos entre la llave de acometida, excluyendo esta y la llave de gas del inmueble, incluyendo esta.

 

Certificado de instalación común de gas

Todos las conducciones y dispositivos entre la llave del inmueble, excluida esta, y las llaves del usuario, incluidas estas.

 

Certificado de instalación individual de gas

En este certificado se incluirán las llaves de conexión de los aparatos pasando por las conducciones hasta la llave del usuario que podrá ser la llave del edificio o la llave de acometida si es una vivienda.

 

Certificado de instalaciones térmicas de caldera de gas

Los dispositivos que generan energía térmica por medio de gas también necesitan la documentación que certifique que la instalación de caldera está en correcto estado. Al igual que el caso de abastecimiento de gas natural, las modificaciones y cambios en una instalación previa también necesitarán certificación.

En todo caso, la puesta en marcha debe realizarse por un instalador autorizado que hará las pruebas, calibraciones y comprobaciones de funcionamiento y fugas.

Según la potencia de la instalación, se requerirá de un proyecto por parte de un profesional de ingeniería autorizado. Por ejemplo, para las potencias superiores a 70 kW es obligatorio un proyecto técnico. Para potencias entre 5 y 70 kW, solo necesitaremos la redacción de la memoria técnica de diseño y para potencias inferiores a 5 kW no se necesita presentar proyecto técnico, basta solo con la certificación.

 

Certificado RITE

El certificado RITE (Reglamento de Instalaciones Térmicas en los Edificios) para calderas establece las condiciones que debe cumplir las instalaciones de gas natural, climatización y ACS. La función del certificado es mejorar la eficiencia de los sistemas de calefacción y refrigeración y regular la emisión de gases contaminantes.

 

Certificado de revisión periódica de gas

El certificado de revisión periódica de gas es un documento que expide una empresa instaladora autorizada para determinar que no se ha encontrado ningún defecto o daño durante la inspección. Cada 5 años es necesario realizar una inspección periódica de las instalaciones de gas. Aunque los instaladores son los que realizan la inspección y el certificado, es competencia de las empresas distribuidoras notificar a los usuarios cuándo deben realizar la inspección.

Durante la inspección el instalador puede encontrar anomalías y deben ser recopiladas en un informe de anomalías para entregar al usuario. Si el fallo es principal, el instalador debe interrumpir de inmediato el suministro de gas y precintar los dispositivos o aparatos que puedan estar afectados.

El instalador que realiza la inspección no debe realizar la reparación en el momento, ya que debe ser realizado por una empresa instaladora o por el SAT de la empresa del aparato. En todo caso, el certificado se comunicará a la empresa distribuidora.

Nueva llamada a la acción